A la hora de elegir un gestor de contraseñas, la elección suele reducirse a Dashlane o LastPass. Aunque ambos servicios son titanes del mercado de la gestión de contraseñas, algunos usuarios pueden preferir uno de ellos, especialmente porque uno tiene un historial menos que perfecto.

Un gestor de contraseñas es la mejor manera de almacenar varias contraseñas en un lugar único y seguro. Y eso no es todo. Desde rellenar automáticamente los campos de inicio de sesión hasta generar automáticamente contraseñas ultraseguras, herramientas como Dashlane y LastPass ofrecen lo mejor de la seguridad y la comodidad.

Pero, ¿cuál es mejor? En esta comparación compararemos Dashlane y LastPass en áreas críticas esenciales para cualquier gestor de contraseñas. Pero primero, vamos a explorar por qué un gestor de contraseñas es una herramienta tan buena y qué debes buscar al elegir uno.

¿Qué es un Gestor de Contraseñas?

Como su nombre indica, un gestor de contraseñas es una herramienta que gestiona tus contraseñas.

Sin embargo, los gestores de contraseñas son mucho más que un simple seguimiento de las credenciales. A diferencia de un pequeño libro negro de nombres de usuario y contraseñas, un gestor de contraseñas almacena de forma segura la información de acceso, genera contraseñas seguras, rellena automáticamente los campos de acceso y mucho más.

Sigue leyendo para saber más sobre lo que pueden hacer los gestores de contraseñas y por qué son tan esenciales para estar seguros y evitar el robo de identidad en Internet.

¿Listo para bloquear tus contraseñas? 🔒 Encuentra el gestor de contraseñas adecuado para ti ⬇️Clic para Tuitear

¿Qué Puede Hacer un Gestor de Contraseñas?

Un gestor de contraseñas te ayuda a almacenar, generar y gestionar contraseñas ultraseguras para cada sitio web y cuenta que utilices.

LastPass accounts
Cuentas conectadas en el almacén de contraseñas de LastPass.

Aunque esto pueda parecer bastante básico, hay más de lo que parece. Ya sea almacenando, generando, autocompletando o gestionando contraseñas, herramientas como Dashlane y LastPass incluyen muchas funciones adicionales en todo lo que hacen.

Estas son algunas de las funciones estándar de los gestores de contraseñas:

  • Guarda las contraseñas de forma segura: Todo el mundo (con suerte) sabe qué escribir tu contraseña en una nota adhesiva pegada a la pantalla de tu ordenador no es muy seguro. Del mismo modo, guardar tus contraseñas en un archivo no seguro tampoco es una buena idea. Aunque podrías memorizar todas tus contraseñas, un gestor de contraseñas elimina esa necesidad al cifrar y almacenar todas tus contraseñas y credenciales de cuentas en una única ubicación segura.
  • Gestiona las contraseñas desde un solo lugar: Si eres como la mayoría de los usuarios de Internet, probablemente tengas más cuentas (y más contraseñas) de las que sabes manejar. Usando un gestor de contraseñas, puedes gestionar, acceder y cambiar fácilmente las contraseñas de todas tus cuentas sin tener que memorizar nada.
  • Rellena automáticamente los formularios de acceso: El uso de las extensiones del navegador de tu gestor de contraseñas te permite rellenar los campos de inicio de sesión automáticamente. Esta función no solo es cómoda, sino que también evita los keyloggers y otros programas maliciosos.
  • Genera contraseñas fuertes y únicas: Una de las razones más populares para utilizar un gestor de contraseñas es generar una contraseña segura. A diferencia de una contraseña débil como «petname12345», que es fácil de adivinar, una contraseña segura utiliza una larga cadena de caracteres aleatorios, números y símbolos que son casi imposibles de descifrar. Hablaremos más sobre las contraseñas seguras y sobre cómo los gestores de contraseñas pueden ayudarte a utilizarlas en las próximas secciones.
Using LastPass’s Firefox extension to generate passwords.
Generando una contraseña en LastPass.

La Importancia de las Contraseñas Fuertes

¿Es tu contraseña lo suficientemente fuerte? ¿Cómo puedes saberlo?

Table of passwords of varying strength
Tabla de contraseñas de distinta fortaleza.

Las contraseñas fuertes son largas y tienen una combinación de caracteres en mayúsculas y minúsculas, números y, cuando es posible, símbolos. Este es un ejemplo de una contraseña fuerte generada con la extensión del navegador LastPass: n6lC4BIMY0%!sP&IfKlWVH5tftRJ.

Aunque pueda parecer exagerado, el uso de contraseñas seguras se ha vuelto más crítico que nunca, sobre todo porque cada vez más gente empieza a trabajar a distancia. Utilizar contraseñas seguras es el consejo de seguridad más fundamental para trabajar desde casa y mantener tus datos a salvo.

A medida que los hackers mejoran los ataques de fuerza bruta, las contraseñas que contienen palabras del diccionario son cada vez más fáciles de descifrar, incluso con la adición de números, símbolos y diferentes casos de caracteres.

Por el contrario, las contraseñas fuertes pueden tardar años (si no más) en ser descifradas utilizando incluso los ataques de fuerza bruta más avanzados. Aunque sea difícil memorizarlas, un gestor de contraseñas puede ayudarte a generar, almacenar y utilizar contraseñas seguras para cada cuenta.

Por qué las Contraseñas Fuertes Necesitan Gestores de Contraseñas

Como puedes imaginar, las contraseñas fuertes y únicas son difíciles de recordar, y de eso se trata.

Con un gestor de contraseñas, puedes olvidarte de la memorización. En su lugar, podrás generar, almacenar y acceder a una amplia gama de contraseñas sólidas utilizando una única contraseña maestra. Aunque esto pueda parecer arriesgado, la mayoría de los gestores de contraseñas ofrecen opciones de autenticación multifactoriales para respaldar cualquier «debilidad» de tu contraseña maestra.

Qué Buscar en un Gestor de Contraseñas

Un gestor de contraseñas es mucho más que un simple almacén de contraseñas.

Aunque cada gestor de contraseñas es diferente, la mayoría de los principales proveedores respaldan la comodidad con una sólida seguridad de las contraseñas, encriptación y otras funciones que hacen que el uso de contraseñas fuertes sea fácil y seguro.

Aquí tienes algunas cosas clave que debes buscar al elegir tu próximo gestor de contraseñas:

  • Almacenamiento y generación de contraseñas robustas: Tu gestor de contraseñas debe tener suficiente capacidad de almacenamiento para todas tus credenciales. También debe ofrecer procesos de importación, exportación y recuperación. La herramienta que elijas debe ser capaz de generar contraseñas sólidas en función de tus preferencias y requisitos, como la longitud de la contraseña, el uso de símbolos, etc.
  • Seguridad y encriptación fuertes: Tus contraseñas no están seguras si no se almacenan de forma segura. Cualquier gestor de contraseñas fiable ofrece una fuerte encriptación y funciones de seguridad como la encriptación AES de 256 bits y la autenticación multifactorial.
  • Fácil de usar y altamente compatible: La comodidad es fundamental a la hora de utilizar un gestor de contraseñas. Tu gestor de contraseñas debe ser compatible con tu dispositivo y ofrecer controles sencillos e intuitivos para rellenar automáticamente los formularios de acceso y generar contraseñas.
  • Atención al cliente instantánea: Los incidentes relacionados con las contraseñas requieren un sentido de urgencia adicional. Por eso, tu gestor de contraseñas debe tener muchas opciones de asistencia (idealmente, asistencia en directo las 24 horas del día) para ayudarte en cuanto surjan los problemas.
  • Precios asequibles: Aunque muchos gestores de contraseñas ofrecen versiones gratuitas, algunos usuarios pueden beneficiarse de pagar una prima por las funciones adicionales. Sin embargo, el precio no debería ser demasiado desorbitado, y el proveedor debería ofrecer también una versión gratuita o una garantía de devolución del dinero.
  • Reputación sólida y transparencia: Un gestor de contraseñas puede ofrecer el mundo, pero ¿puede cumplir sus promesas? Su reputación y su dedicación a la transparencia son buenos determinantes. Comprueba siempre si hay un historial de violaciones de datos, así como un compromiso claro con las auditorías periódicas.

Ahora que sabes lo que debes buscar, es hora de poner a prueba dos de los gestores de contraseñas más populares.

¿Qué son Dashlane y LastPass?

Dashlane y LastPass son dos de los gestores de contraseñas más reconocidos y respetados del mercado. Ambos proveedores ofrecen versiones gratuitas, seguridad de primera categoría, amplia compatibilidad y una sólida reputación. Entonces, ¿cuál es la diferencia?

Acerca de Dashlane

The Dashlane logo
El logotipo de Dashlane.

Iniciado formalmente en 2009, Dashlane ha sido un popular gestor de contraseñas desde su primer lanzamiento oficial en 2012. Al igual que la mayoría de los principales gestores de contraseñas, Dashlane ofrece cifrado AES de 256 bits y compatibilidad con la mayoría de los principales sistemas operativos. Además de ser un gestor de contraseñas, Dashlane también funciona como monedero digital.

Dashlane ha mantenido un historial de seguridad intachable durante sus más de nueve años de funcionamiento. También es único porque ofrece una red privada virtual (VPN) dedicada a los usuarios.

Acerca de LastPass

The LastPass logo
El logotipo de LastPass.

Lanzado por primera vez en 2008, LastPass es uno de los gestores de contraseñas más populares y antiguos del mercado. Gran parte de esta popularidad se debe a su facilidad de uso y a su alta compatibilidad con la mayoría de los navegadores y dispositivos. LastPass también ofrece una encriptación y seguridad líderes en el sector, incluyendo la misma encriptación AES de 256 bits que utilizan Dashlane y otros proveedores importantes.

La popularidad de LastPass también lo ha convertido en un objetivo. A pesar de ofrecer muchas características de seguridad como Dashlane, LastPass tiene un pasado accidentado de incidentes de seguridad.

Dashlane vs. LastPass: Comparación Cara a Cara

Aunque tanto Dashlane como LastPass tienen mucho que ofrecer, hay algunas diferencias clave que debes tener en cuenta. Sigue leyendo mientras ponemos a ambos proveedores cara a cara para ver en qué destaca cada uno (y en qué no).

Características principales

Dashlane LastPass
Cifrado AES 256 bits AES 256 bits
Generador de contraseñas
Capacidad de contraseñas 50 Ilimitada
Sistemas operativos Windows, macOS, Linux, Chrome, iOS, Android Windows, macOS, Linux, Chrome, iOS, Android
Navegadores Chrome, Firefox, Internet Explorer, Safari, Opera, Brave Chrome, Firefox, Internet Explorer, Safari, Opera
Nunca se ha vulnerado No
Versión gratuita
Precio Prémium 1,99 $/mes 3,00 $/mes
Período de prueba Prémium 30 días 30 días

 

Dashlane y LastPass son bastante similares, ya que ambos ofrecen cifrado AES de 256 bits y compatibilidad con la mayoría de los principales dispositivos, sistemas operativos y navegadores.

Las principales diferencias son la capacidad de las contraseñas, el precio, la facilidad de uso y la reputación.

  • Dashlane solo permite 50 contraseñas: En cambio, LastPass ofrece un almacenamiento ilimitado de contraseñas.
  • Dashlane es menos caro: Con planes de pago a partir de 1,99 $ al mes, Dashlane es menos costoso que LastPass (3 $ al mes). Sin embargo, la prima podría valer la pena para las contraseñas ilimitadas.
  • LastPass es más fácil de usar: Muchos usuarios citan la facilidad de uso y los controles familiares como sus principales razones para elegir LastPass.
  • LastPass tiene un historial de problemas de seguridad: Aunque puede ser el resultado de ser más antiguo y más popular que Dashlane, las infracciones y vulnerabilidades pasadas de LastPass siguen siendo preocupaciones válidas.

Aunque esas son las principales diferencias, no son las únicas. Sigue leyendo para ver cómo se comparan Dashlane y LastPass en otras áreas significativas.

Seguridad y Cifrado

Tanto Dashlane como LastPass ofrecen niveles similares de cifrado y funciones de seguridad. Ambos proveedores utilizan el cifrado AES de 256 bits con una clave derivada de tu contraseña maestra.

AES-256 encryption and decryption process
Proceso de cifrado y descifrado AES-256.

El cifrado y el descifrado se producen a nivel de dispositivo, lo que significa que ninguno de los dos proveedores almacena tu contraseña en un formato legible. Como resultado, incluso si Dashlane o LastPass fueran vulnerados, tus datos serían inútiles para los hackers. Esta abstracción es parte de la razón por la que LastPass ha mantenido una sólida base de usuarios a pesar de un historial de violaciones.

En resumen, tanto Dashlane como LastPass son prácticamente iguales en lo que respecta a la codificación. Sin embargo, LastPass también utiliza la función de derivación de claves PBKDF2 SHA-256, además de AES 256, cuando realiza el hash de las contraseñas.

Ambos gestores de contraseñas también ofrecen autenticación de dos factores (2FA) mediante correo electrónico, PIN, una aplicación de autenticación y autenticación biométrica. Sin embargo, LastPass ofrece más opciones de 2FA, permitiendo dispositivos de terceros como tarjetas inteligentes, huella digital de Windows, etc.

Ganador: LastPass

A pesar de un dudoso historial de infracciones y vulnerabilidades, el cifrado a nivel de dispositivo hace que esto prácticamente no sea un problema. Combinado con capas adicionales de hash de contraseñas y más opciones de 2FA que Dashlane, la seguridad de LastPass queda ligeramente por encima. Sin embargo, Dashlane sigue siendo igual de seguro, con un número ligeramente inferior de opciones de 2FA.

Almacenamiento de Datos

Como se ha mencionado anteriormente, ambos proveedores solo almacenan versiones cifradas de las contraseñas y los datos, lo que mantiene tus contraseñas y datos seguros incluso en caso de infracción. Sin embargo, hay algunas diferencias en la cantidad de datos que cada proveedor te permite almacenar.

Dashlane’s secure file storage tool
La herramienta de almacenamiento seguro de archivos de Dashlane.

Mientras que LastPass permite a los usuarios almacenar un número ilimitado de contraseñas, Dashlane limita este número a 50. Aunque 50 contraseñas pueden ser suficientes para la mayoría de los usuarios, sigue siendo muy restrictivo en comparación con la opción ilimitada de LastPass.

Aunque el almacenamiento de contraseñas es el objetivo principal de un gestor de contraseñas, tanto Dashlane como LastPass también ofrecen opciones básicas de almacenamiento de archivos para notas seguras y otros datos.

Los usuarios de Dashlane pueden almacenar hasta 1 GB de datos cifrados. En comparación, los usuarios gratuitos de LastPass solamente tienen 50 MB de almacenamiento, y 1 GB solo está disponible para los usuarios prémium. Además, mientras Dashlane ofrece un tamaño máximo de archivo de 50 MB, LastPass es mucho más pequeño, con solamente 10 MB.

Ganador: LastPass

A pesar de tener menos opciones de almacenamiento de datos que Dashlane, el número ilimitado de contraseñas permitidas de LastPass se lleva la victoria aquí. Además, como el tamaño de los archivos está limitado a 50 MB en el mejor de los casos, no podrás almacenar archivos de gran tamaño con ninguno de los dos proveedores.

Generación y Uso Compartido de Contraseñas

Tanto Dashlane como LastPass ofrecen un generador de contraseñas y funciones para compartirlas.

LastPass password generator
Generador de contraseñas de LastPass.

Las herramientas de generación de contraseñas son prácticamente las mismas en ambos casos.

Dashlane password generator
Generador de contraseñas Dashlane.

Ambos generadores permiten a los usuarios controlar la longitud y la complejidad de sus contraseñas añadiendo caracteres, números y símbolos adicionales. El generador de contraseñas de LastPass también está disponible gratuitamente para el público a través de su sitio web.

Ambos proveedores permiten compartir contraseñas, lo que resulta útil para distribuir de forma segura las credenciales de acceso entre varios usuarios que acceden a una cuenta compartida. Sin embargo, cada proveedor impone diferentes límites en función de varios factores.

Por ejemplo, LastPass solo ofrece el uso compartido de contraseñas para los suscriptores de Familia y Empresa, permitiendo a estos usuarios compartir contraseñas entre 6 y 50 usuarios, respectivamente. En cambio, Dashlane es mucho menos restrictivo, ya que permite a los usuarios sin restricciones compartir hasta cinco contraseñas y a los usuarios prémium compartir un número ilimitado de contraseñas con un total de usuarios.

Ganador: Dashlane

Dado que ambos proveedores ofrecen funciones similares de generación de contraseñas, la elección se reduce a la posibilidad de compartirlas. En este caso, Dashlane se lleva la palma, ya que permite compartir contraseñas de forma ilimitada para los usuarios prémium, mucho más que el máximo de 50 de LastPass.

Privacidad

Dashlane y LastPass no son tan privadas como muchos piensan. Dado que ambos recopilan datos personales, información de facturación, datos del dispositivo y del navegador web, y cookies como mínimo, ninguno de los dos proveedores es una opción estelar en cuanto a privacidad.

¿Necesitas un alojamiento rápido, fiable y totalmente seguro para tu sitio web de comercio electrónico? Kinsta proporciona todo esto y un soporte de clase mundial 24/7 de expertos en WooCommerce. Mira nuestros planes

Hidden data tracking options in LAstPass
Opciones de seguimiento de datos de LastPass (ocultas).

Por desgracia, los usuarios de LastPass están peor. LastPass también recopila las direcciones IP de los usuarios, la ubicación, la duración de la sesión y los dispositivos. Su política de privacidad también establece que puede compartir estos datos con fines de marketing o legales. Eso significa que LastPass no dudará en proporcionar tus datos de navegación a las fuerzas del orden si se lo piden.

Ganador: Dashlane

Aunque ninguno de los dos proveedores es una opción excelente solo por su privacidad, Dashlane recopila menos datos. Además, a diferencia de LastPass, los datos que recopila no serían útiles para las fuerzas del orden que podrían exigir información sobre tu actividad en línea.

Auditorías y Transparencia

Las auditorías de terceros son una de las formas más fiables de verificar la seguridad e integridad de cualquier servicio.

LastPass audit graphic
Gráfico de auditoría de LastPass.

Por ello, la empresa matriz de LastPass, LogMeIn, realiza auditorías periódicas a través de Tevora Business Solutions. Normalmente, estas auditorías comprueban si LastPass y LogMeIn cumplen las normas establecidas por los Principios de Servicio Fiduciario del AICPA (Instituto Americano de Contables Públicos).

Aunque una auditoría de este tipo es mejor que nada, únicamente es una medida de la gestión de la seguridad, no de la capacidad técnica para responder a un ciberataque. Sin embargo, dado que Dashlane no ha llevado a cabo una auditoría de terceros en el momento de escribir este artículo, es mejor que literalmente nada.

Sin embargo, LastPass no es perfecto. Dashlane tiene un historial limpio de violaciones de seguridad, mientras que LastPass ha sido objeto de varias controversias de seguridad a lo largo de su vida. Uno de estos casos expuso las credenciales de más de 16 millones de usuarios de LastPass.

Ganador: LastPass

LastPass y Dashlane son opuestos en cuanto a auditorías y transparencia. LastPass realiza auditorías de terceros, mientras que Dashlane no lo hace. El historial de Dashlane es impecable comparado con el accidentado pasado de LastPass.

Sin embargo, dado que las funciones de seguridad de LastPass hacen que las infracciones prácticamente no sean un problema, es la mejor opción en función de las auditorías de terceros y la inversión en medidas de seguridad de datos.

Opciones de Importación y Recuperación

¿Gestionas las contraseñas y cuentas de la empresa en una hoja de Excel? No te preocupes; no tendrás que introducir todas las contraseñas manualmente. Ambos servicios ofrecen sólidas opciones de importación y recuperación de contraseñas.

Dashlane password exporting options
Opciones de exportación de contraseñas de Dashlane.

Para la importación, LastPass acepta la mayoría de los formatos. Además del formato CSV estándar de Excel, los usuarios pueden importar contraseñas de otros navegadores, archivos de origen e incluso gestores de contraseñas de la competencia. Dashlane es igualmente poco restrictivo y permite importar desde archivos CSV y gestores de contraseñas como LastPass, RoboForm, 1Password y PasswordWallet.

Para el acceso de emergencia y la recuperación de contraseñas, LastPass es también el más flexible, aunque el menos seguro. Dashlane ofrece opciones limitadas de recuperación de cuentas, los usuarios de LastPass pueden restablecer su contraseña a través de aplicaciones móviles, SMS, una pista de contraseña o un código de recuperación de una sola vez.

Ganador: LastPass

Aunque ambos proveedores ofrecen opciones de importación de contraseñas similares, LastPass es el más indulgente si necesitas restablecer tu contraseña maestra. Por el contrario, los usuarios de Dashlane no pueden restablecer sus contraseñas maestras aparte de dos opciones concretas.

Compatibilidad y Asistencia

Ambos proveedores ofrecen una compatibilidad similar con el sistema operativo y los dispositivos. Sin embargo, sus opciones de asistencia difieren ligeramente.

Dashlane support page
Página de asistencia de Dashlane.

Tanto Dashlane como LastPass son compatibles con Microsoft Windows, Mac, Linux y Chrome, así como con dispositivos móviles con iOS y Android. Los navegadores web incluyen Chrome, Firefox, Internet Explorer, Safari y Opera. Dashlane también es compatible con el navegador Brave.

Sin embargo, Dashlane ofrece un mejor soporte. Mientras que LastPass solo ofrece asistencia basada en tickets a los usuarios prémium, Dashlane ofrece asistencia por chat en vivo y por correo electrónico para todos los usuarios.

Ganador: Dashlane

El chat en directo y la asistencia por correo electrónico de Dashlane lo sitúan muy por encima del sistema de preguntas frecuentes y tickets de LastPass, que es comparativamente limitado. Aunque probablemente no te encuentres con demasiados problemas con ninguno de los dos proveedores, Dashlane proporcionará una asistencia más rápida en caso de que surja un problema.

Precios

Iremos al grano: Dashlane es más barato que LastPass.

Las suscripciones prémium de Dashlane empiezan por 1,99 $ al mes, lo que supone un dólar menos que el precio inicial de LastPass, que es de 3 $. Aunque ambos proveedores ofrecen descuentos progresivos en función de la duración de la suscripción, Dashlane suele ser la mejor ganga.

Ambos servicios también ofrecen planes gratuitos (con límites) y pruebas de 30 días de los planes prémium. Si todavía no estás seguro incluso después de leer esta reseña, podrás probar ambos de forma gratuita.

Ganador: Dashlane

Dashlane es la opción más barata. Sin embargo, LastPass es solo un poco más caro, y la opción prémium puede merecer la pena para los usuarios que buscan una seguridad, un cifrado y unas opciones de recuperación de contraseñas ligeramente mejores.

Dashlane vs. LastPass: Ventajas y Desventajas

Dashlane y LastPass son dos de los mejores gestores de contraseñas disponibles, pero cada uno tiene pros y contras. Aunque estos no hacen necesariamente que uno sea mejor que el otro, pueden ayudarte a elegir qué servicio es mejor para tus necesidades específicas.

Dashlane LastPass
Pros
  • Menos caro
  • Mejor soporte técnico
  • Mejor privacidad
  • Uso compartido ilimitado de contraseñas
  • Mejor encriptación
  • Contraseñas ilimitadas (con el plan gratuito)
  • Más opciones de recuperación de contraseñas y 2FA
  • Auditorías de terceros
Contras
  • Solo 50 contraseñas (gratis)
  • Pocas opciones de recuperación de contraseñas
  • No hay auditorías de terceros
  • Más caro
  • Mala política de privacidad
  • Historial de problemas de seguridad
Pon a punto tu seguridad con la ayuda de estos populares gestores de contraseñas 🔒Clic para Tuitear

Resumen

Tanto Dashlane como LastPass son excelentes gestores de contraseñas, pero ofrecen ventajas (e inconvenientes) únicos para determinados usuarios.

En general, LastPass Prémium es la mejor opción para los usuarios que estén dispuestos a pagar más por la seguridad, el cifrado, la recuperación de contraseñas y la facilidad de uso. Sin embargo, estas ventajas se obtienen a costa de un soporte limitado, prácticas de privacidad cuestionables y un pobre historial de seguridad.

Por otro lado, Dashlane es más barato y ofrece mejor privacidad, compatibilidad y asistencia, además de proporcionar casi las mismas funciones de seguridad y cifrado que LastPass. Sin embargo, Dashlane tampoco está exento de fallos, ya que no hay auditorías de terceros y las opciones de recuperación de contraseñas son limitadas.

Si quieres mantener tu sitio web seguro, no siempre basta con establecer una contraseña segura. El alojamiento de Kinsta Secure WordPress mantiene tu sitio web seguro con protección automática contra ataques de fuerza bruta, encriptación HTTPS, CDN integrada, copias de seguridad automáticas y mucho más.


Ahorra tiempo, costes y maximiza el rendimiento del sitio con:

  • Ayuda instantánea de expertos en alojamiento de WordPress, 24/7.
  • Integración de Cloudflare Enterprise.
  • Alcance de audiencia global con 35 centros de datos en todo el mundo.
  • Optimización con nuestra herramienta de monitoreo de rendimiento de aplicación integrada.

Todo esto y mucho más, en un plan sin contratos a largo plazo, migraciones asistidas y una garantía de devolución del dinero de 30 días. Conozca nuestros planes o habla con el departamento de ventas para encontrar el plan más adecuado para ti.